Estamos para ayudarte

TERAPIA DE FAMILIA


La terapia sistémica familiar también llamada terapia familiar, es un modelo de psicoterapia, que ayuda a las familias a resolver sus conflictos o dificultades por las cuales atraviesan, generando espacios de comunicación donde cada uno de sus integrantes expresen sus sentimientos respecto al problema, intentando llegar a un acuerdo para ayudarse entre si comprendiéndose y acercándose a la realidad del resto.

OBJETIVOS

Corregir cierta dinámica familiar que se ha convertido en la fuente de las dificultades, modificando las interacciones entre los miembros de la familia que agravan o perpetúan el problema.

Permitir a los miembros de la familia expresar y explorar pensamientos difíciles y emociones en un ambiente seguro, entendiendo las experiencias y puntos de vista de cada uno, apreciando las necesidades del otro, construyendo cimientos más firmes y haciendo cambios útiles en sus relaciones y sus vidas.

PROPUESTA DE INTERVENCIÓN

Es posible ayudar a las familias conflictivas a convertirse en nutridoras y a éstas a ser aún más nutritivas. La mayoría de los factores que originan conflictos en las familias, se aprenden después de nacer. Si se aprenden pueden también desaprenderse y nuevos factores son aprendidos en su lugar.

No se trata de cambios de cada uno de los individuos (estos son secundarios) sino de cambios en el sistema familiar de interacción. “El paciente es la familia y la interacción de sus miembros, y el miembro individual es más bien el síntoma de un sistema enfermo”.

La terapia sistémica busca aliviar el sufrimiento psicológico lo más rápidamente posible conduciendo a los pacientes a experimentar nuevas maneras de ver y vivir las cosas, que les permitan enfrentar el presente y el porvenir de manera más saludable. El objetivo es interrumpir círculos viciosos de interacción (terapias enfocadas al problema y la solución), para después iniciar o alimentar círculos virtuosos de interacción inventiva (terapia enfocada en los recursos). Se busca propiciar un movimiento de la conversación terapéutica de hablar de los problemas a hablar de las soluciones, para después hablar de los recursos; este orden ayuda a interrumpir los círculos viciosos de comportamiento que son mantenidos por soluciones inapropiadas. Como resultado, se da lugar a la construcción de círculos virtuosos que proveen

PARA LOGRARLO, TRABAJAMOS

  • La falta de comunicación.
  • Comunicación poco asertiva.
  • Problemas de celotipia (celos patológicos).
  • Adaptación al matrimonio o convertirse en padres.
  • Re significación emocional de la pareja.
  • Distanciamiento afectivo.
  • Rutina y monotonía.
  • Imposibilidad de dejar el pasado atrás.
  • Celos infundados según la percepción del otro.
  • Impacto negativo en la vida profesional en la relación.
  • Dificultades de compromiso.
  • Postura de invalidación o desprecio hacia el otro.
  • Juegos y administración del poder de la pareja.
  • Perdida de intimidad Problemáticas sexuales (incontinencia eyaculatoria, anorgasmia, impotencia, frigidez, trastorno del deseo sexual, entre otros).
  • Presencia de argumentos que encumbran , discusiones circulares y continuas.
  • Problemas relacionados con la fidelidad y la confianza de la pareja.
  • Insatisfacción.
  • Conflictos cotidianos.
  • Divorcio y separación.

Estamos para ayudarte